|||
Por qué será más difícil ganar dinero en la industria del coche autónomo y compartido

Por qué será más difícil ganar dinero en la industria del coche autónomo y compartido

Si algo está quedando claro en lo que llevamos de año es que la industria del automóvil está en proceso de reinvención.  Una revolución de la que solo hemos empezado a ver la punta del iceberg y que viene causada por la aparición de cuatro grandes disrupciones: la conectividad, los vehículos autónomos, los eléctricos y los servicios de movilidad.

Pero a esta certidumbre le sigue, inmediatamente, un buen puñado de interrogantes que preocupan, y mucho, a los grandes fabricantes y proveedores del sector –los llamados OEM´s-: ¿Cuándo se producirá, de verdad, el despegue de los coches autónomos? ¿Y el de los eléctricos? ¿Cuál es el verdadero potencial y tamaño del mercado de servicios de movilidad? ¿Qué impacto tendrán en los agentes del sector? ¿Cómo será la industria que surja de todos estos cambios?

Strategy&, la consultora estratégica de PwC, acaba de publicar el informe Digital Auto Report 2017, en el que intenta vislumbrar como será ese futuro -con especial atención a los mercados de Estados Unidos, China y la UE- y que se ha elaborado a partir de entrevistas cuantitativas y cualitativas con fabricantes, proveedores, expertos e investigadores en estas áreas geográficas.

El documento concluye que los servicios de movilidad son una gran oportunidad de futuro. Una oportunidad de nada más y nada menos que 2,2 billones de dólares… Pero sacar partido de ella no será fácil. La revolución digital y la transición hacia un mercado marcado por los vehículos autónomos y compartidos vendrán acompañadas de una durísima competencia, de la reducción de los márgenes y de la necesidad de hacer grandes inversiones de capital. Se estima que, como consecuencia del desarrollo tecnológico, de la competencia y por el efecto de las economías de escala, el precio medio por kilómetro del transporte compartido se reduzca más de un 50%. Esto va a suponer que, en 2030, el gasto en movilidad de los consumidores habrá caído aproximadamente un 10%.

En la futura industria -marcada por la existencia de flotas de vehículos autónomos y compartidos- los grandes proveedores, fabricantes y distribuidores en EEUU y en la UE verán como la porción de los beneficios que les corresponde, dentro de la industria, se reducirá significativamente en comparación el actual modelo de vehículos en propiedad y con conductor. Como consecuencia, los mercados de automoción en estas dos grandes regiones pasarán por un importante proceso de consolidación.

En 2030 se estima que más del 37% de los kilómetros recorridos sean por vehículos compartidos y autónomos. Y se espera que todo el mercado de movilidad compartida en el mundo –tanto de flotas de vehículos como de vehículos individuales- tenga el mismo valor, en la actualidad, el mercado mundial de comercio electrónico. Estamos hablando de un mercado híper competitivo, en el que además de  los grandes proveedores y fabricantes, va estar presentes otros actores, como compañías tecnológicas, eléctricas, logísticas, ayuntamientos…

En esto contexto, ¿qué deben hacer los grandes fabricantes y proveedores de la industria de automoción? Teniendo en cuenta, además, que el mercado de los servicios compartidos apenas es rentable en la actualidad, y que no parece que todas las posibilidades del vehículo autónomo estén desarrolladas antes de 2027.  El análisis de Strategy& considera para que los OEM´s puedan jugar una papel relevante en la industria de la automoción del futuro debe rediseñar sus estrategias y elegir el camino que quieren seguir. O dejar este mercado incipiente a los nuevos entrantes –operadores de flotas, plataformas de movilidad- y conformarse en un papel de especialistas en sus nichos tradicionales de actividad, a modo de boutiques. O apostar por entrar en la industria de la movilidad de manera decidida, para lo cual será imprescindible contar con nuevos inversores, con una estrategia muy diversificada y que transformen sus modelos de innovación para poder construir un nuevo negocio basado en los servicios, entre otras cuestiones.

Archivado en: Coche autónomo , Economia colaborativa , Sector automoción , Strategy& , Tecnología

Contacto en PwC

Manuel Díaz

Manuel Díaz

Socio responsable de Automoción

+34 915 684 693

Escríbeme